jueves, 8 de mayo de 2008

NUNCA SE SABE...

Acababa de leer, en un libro de Edgardo Cozarinsky, que era peligroso inventar cuentos, porque, si resultan buenos, terminan por hacerse realidad y entonces ya no importa si fueron inventados, porque siempre habrá alguien que después los haya vivido. Me intrigaban estas palabras y no podía sacármelas de la cabeza. Recordé que, hacía años, yo mismo había escrito un relato en el cual, el protagonista, un tal Cesare Prato Lampronti, tenía el don de materializar sus deseos con tan sólo escribirlos en un papel y ponerlos bajo su almohada a la hora de acostarse.
En esas evocaciones entretenía mi cabeza, cuando sonó el teléfono:

- ¿sí? – contesté
- Soy Fortunato ¿qué andás haciendo?
- Nada
- Te cuento……..ésta noche viene Lucía a cenar a casa, va a traer una amiga y…
- ¿tan mal me ven? – le interrumpí
- No, pero por una vez la suerte está de tu parte y tenés la oportunidad de conocer a una mina que no es una loca….según Lucía, es “ideal” y te va a encantar…..
- La verdad es que esto de las citas arregladas nunca me gustó….
- Vení, hacéme caso….no tenés nada que perder…
- Eso es cierto…
- Claro….vos venís, cenás, charlás y si no se gustan, no pasa nada…no hay ningún compromiso….dále, vení
- ¿A qué hora?
- Ellas van a venir a las nueve pero, si no estás ocupado, veníte antes, así nos tomamos unos vinitos y charlamos….
- Bueno, en un rato estoy allá….¿querés que lleve algo?
- No, no hace falta, tengo de todo
- Chau

Después de ducharme, me paré ante el espejo unos instantes. No tenía el atractivo empalagoso y aniñado de Brad Pitt pero me gustaba lo que veía. A fin de cuentas, siempre tenía éxito con las mujeres que conocía y esta tendencia no tenía porque variar mientras tuviera pelo y no me sobraran kilos. Perfumado, peinado y vestido con jeans, camisa blanca y chaqueta de lino azul, sonreí como un tonto mientras metía, bajo la almohada de mi cama, un papelito con el siguiente deseo: “que me vaya bien con la amiga de Lucía; que sea la que espero”. Salí por la puerta y corrí escaleras abajo, ansioso por hacerlo realidad.

28 comentarios:

ana maria parente dijo...

Aprovecho para conmemorar la independencia de Israel ,acá se oyen las bombas,gracias a Dios de estruendo y en paz.
Siempre hay que poner papelitos y creer en los papelitos.
Cuando era más jóven-y solterita-ponía los nombres de todos mis"candidatos" debajo de la almohada.Siempre me ponìa triste porque me salía mister X.En esos momentos habìa unos cuantos buenos mozos que me gustaban.Y FUE MR X POR BUEN RATO PUES LO CONOCI A LOS 31 AÑOS .

Carlos Paredes Leví dijo...

Ana María Parente:
Gracias por acordarse de la independencia de Israel.....
Lo de los papelitos es algo que también se da en el Muro de las Lamentaciones.En los cementerios judíos se piden deseos y se dejan piedritas sobre las tumbas....
Yo, debajo de la almohada, todavía no puse nada pero le aseguro que, de esta próxima noche, no pasa.
Un saludo.

Churra dijo...

(Oye , que esto no se hace , ya nos puedes ir contando la cena con puntos y comas.....)
Tu crees que las cosas que se desean mucho acaban por pasar?
Voy a poner un papelito debajo de mi almohada . Ya te cuento .
Besos

Juan Pablo dijo...

Soy fan de las citas a ciegas, me parecen muy divertidas y vertiginosas. Con decirte que a mi esposa la conocí de esa manera!.
Y aunque reconozco que hace falta una buena cuota de suerte, ¿quién te dice que en la almohada de ella no hay un papelito con tu nombre?.
Lindo post, compañero.

Saludos

Carlos Paredes Leví dijo...

Churra:
BUeno, ya veremos qué me invento para continuar....
Sí, creo que si deseas algo en serio, lo consigues. Lo que ocurre es que aflojamos la intensidad de nuestros deseos y, en consecuencia, relajamos la acción. Por eso no los concretamos.
Te deseo lo mejor...
Un saludo.

Carlos Paredes Leví dijo...

Juan Pablo:
En tu caso se entiendo, porque de no ser ciega, nunca se habría fijado en vos....(tómelo como broma, que yo le conozco en persona y es usted una persona de gran valía y encanto)
En su almohada un papelito con mi nombre ?? Permítame que lo dude...pero me conformaría con que no fuera una loca.
Saludos.

Ichiara dijo...

La palabra escrita no se la lleva el viento, perdura, se eterniza en los tiempos y llega a formar parte de la historia (si no se practica el conjuro de nochevieja de escribir el papelito, colocarlo bajo una pirámide -de mármol o cualquier otra piedra- en la ventana, y quemar el papelito una vez dadas las doce de la noche). Yo lo hice... y por eso no se cumplió nunca nada. Creo que bajo la almohada hay más posibilidades de que se enquiste en algún sitio y a fuerza de ser se convierta en hacer.

¿Cómo será la mina? ¿en qué historias andará? El amigo de Fortunato debe estar comiéndose las uñas...

Por cierto, ¿es Leví el amiguísimo, u otro ficticio? No lo aclaró ¿o sí?

Saludos

Frabisa dijo...

No sé si el escribirlo en un papelito procura mayor fuerza al deseo, pero es cierto que pensar en positivo conlleva buenísimas vibraciones y provoca efecto boomerang.

Estoy segura que fue bien la cita con Lucía, además.... es que él iba espectacular de guapo, me rechifla como iba vestido...

un beso

Carlos Paredes Leví dijo...

IsabeL Chiara:
Usted pruebe a escribirlo y meterlo bajo la almohada. No olvide que la realidad busca la liberación onírica....y si lo desea con fervor, yo le aseguro que se le va a cumplir.
El amigo de Fortunato, sea yo o no (ya sabe que yo no aclaro si es ficción o realidad, dejándolo a vuestro certero criterio)tampoco está tan necesitado.....está inquieto y confía en Fortunato. Sabe que no se va a enfrentar a una perturbada con enquistados resentimientos hacia los hombres. Por eso no va a ser una a la que le acaba de dejar el novio o el marido, porque sería complicar las cosas y el final sería demasiado previsible....YO, imagino una mujer que vale la pena, sin exceso de prefacios, con las ideas claras y el caracter bien definido.
Digo yo......

Carlos Paredes Leví dijo...

Frabisa:
Pensar en positivo, atrae cosas positivas. Eso está claro y no hay más que ver a los pesimistas para confirmarlo (con antagonismo).
Estoy viendo si escribo algo sobre la cena.....la verdad es que la gente está interesándose....y seguro que la amiga de Lucía(aquí se lió con los nombres, porque Lucía Pruss es la novia de Fortunato)tiene encanto. De lo contrario, Fortunato no habría telefoneado, porque su amistad es noble y quiere el bien de su amigo, no complicarle la existencia....
saludos, oriental.

ana maria parente dijo...

Hay un sitio en la web donde se ponen deseos virtuales para el muro de los lamentos.Yo siempre pongo uno por la paz.

Carlos Paredes Leví dijo...

Ana María Parente:
Sí, ya tenía noticias de eso. En 1996, yo puse uno en el mismo Muro de las Lamentaciones. Lo que pasa, es que ya ni me acuerdo lo que había escrito...

La Mamba dijo...

¿Y a quién coño le gusta Brad Pitt?

Yo nunca tuve una cita a ciegas pero me parecen geniales. Y lo del papelito... muy bueno. Esta noche voy a poner uno debajo de mi almohada.
Un saludo

Carlos Paredes Leví dijo...

La Mamba-
Bueno, ya sabe que hay gente con gustos muy raros....
Yo sí tuve alguna y me fue bien. En cuanto a lo del papelito, parece que la idea tiene éxito.....Esta noche, más de uno/a meterá la mano debajo de la almohada...
saludos.

Remembranza dijo...

Me regocijo al ver un nivel de autoestima ideal.
... Los cuentos que uno escribe un día dejan de ser "historias" para convertirse en realidad que después de un tiempo pasan a ser "cuentos" de verdad.
Un abrazo

Carlos Paredes Leví dijo...

Remembranza:
La autoestima hay que formentarla porque, de lo contrario, se cae en un pozo del que es difícil salir. Yo, personalmente, nunca he tenido problemas de autoestimarme pero....hay personas que sí los tienen.
Un saludo.

Claudia dijo...

Si el protagonista lo desea tan fervientemente, seguro se le cumplirá. Eso del papelito es una excelente idea en el camino de materializar los deseos. Puede parecer fácil, pero no lo es tanto a la hora de plasmarlo en el papel.
Veremos qué sucede.
Saludos.

Carlos Paredes Leví dijo...

Claudia:
Como apunté en cierta ocasión, hay gente que consigue lo que desea y otra que ni siquiera se atreve a tener deseos....Yo, me decanto por el primer tipo y ya sabe lo que opino de La Ley de la Atracción y todo eso....
Saludos y ya veremos qué sucede.

La Mamba dijo...

También hay que pensar muy bien lo que pones en el papel, a ver si se va a cumplir.

Carlos Paredes Leví dijo...

La Mamba:
No me meta presión......

Un saludo.

Sibyla dijo...

Nunca me gustaron las citas a ciegas, no sé, pienso que son situaciones forzadas, donde uno debe demostrar lo maravilloso que es, aunque para eso haya de traicionarse a sí mismo, o mostrar su lado más encantador y superficial...

No me gustaría que me presenten a...prefiero encontrarlo yo.

Saludos:)

Carlos Paredes Leví dijo...

Sibyla:
Sí, a mí me ocurre igual pero, en alguna ocasión me vi envuelto en alguna situación como la descrita y salí ileso. O no, según se mire.
Saludos.

Remembranza dijo...

Ay, Carlos ... cuando me pone .... no se que va en medio. Y, así me tiene, siempre me falta algo para cerrar la idea.
Un abrazo

Carlos Paredes Leví dijo...

Remembranza:
Si usted supiera la de veces que, a mí, no me cierran las ideas....
Un saludo.

Remembranza dijo...

... Caray
Un abrazo

Carlos Paredes Leví dijo...

Remembranza:
Era broma ....en realidad, me cierran todas y sino, hago que cierren

Peggy dijo...

Cuidado con lo que se piensa puede hacerse realidad .......

Carlos Paredes Leví dijo...

Peggy:
eso espero....